Historias de la Vida Real: La Boda de mi Mejor Amiga

HeaderLetraEata y Arundhati eran las mejores amigas del mundo. Se conocían desde la infancia y habían asistido al mismo colegio, la misma universidad e incluso aplicaban a los mismos trabajos. Al poco tiempo Lata se casó con Ravish mientras Arundhati crecía profesionalmente.

Lata soñaba con ver a Arundhati casada. Era una linda chica. Su único problema eran los granos que arruinaban sus hermosas facciones. Arundhati odiaba la horrible tradición de acicalarse para conocer posibles candidatos para casarse, pero Lata había tenido también un matrimonio concertado y le aseguraba a Arundhati, quien ya rondaba los 29 años, que esa era la mejor manera de conseguir una buena familia.

Lata le pidió a su esposo Ravish que la ayudara a conseguir un chico adecuado para Arundhati y Ravish bromeaba.

—A veces pienso que te preocupas más por su futuro que  su propia madre o la misma Arundhati.

—No, no más que su madre, pero tú conoces a la Sra. Khanna, después que su esposo murió vive con los nervios destrozados y ¡Arundhati es tan introvertida que nunca conseguirá al hombre de sus sueños por si misma! Sólo quiero ayudarla y realmente no es tan difícil…sólo tenemos que encontrar un chico como tú… cariñoso, tierno y comprensivo, ¡el esposo ideal!.

Un domingo en la mañana Lata y Ravish revisaban los clasificados de matrimoniales en el periódico. Elaboraron una lista de varios prospectos y en dos semanas respondieron cuatro familias. Lata estaba encantada y le dijo a Arundhati.

—Llamaré a las familias y las invitaré a mi casa. Tú ve al trabajo, refréscate y regresa con tu madre.

—No Lata—dijo Arundhati—hagamos las reuniones en mi casa o en un restaurant, me siento extraña frente a tu suegra.

—Créeme—le aseguró Lata—ella está entusiasmada porque te cases. Te aprecia mucho y siempre dice que si tuviese otro hijo, le hubiese encantado que tú fueses su nuera.

El domingo en la mañana Lata se mantuvo ocupada haciendo los arreglos para las visitas de los prospectos. El martes en la mañana comenzó a padecer de fiebre. Ravish le pidió que descansara un poco mientras él organizaba los aperitivos para los huéspedes en la tarde. Lata durmió todo el dia. El doctor de la familia les aseguró que se trataba de un virus. Los huéspedes vinieron y se fueron. A la hora de la cena Arundhati y Ravish finalmente la despertaron y Lata estaba molesta porque le permitieron dormir durante toda la velada.

—De todas maneras— dijo Arundhati—¡el sr. Doctor no era buen candidato!, de hecho, ¡pretendía que pagáramos por toda su educación! ¡qué verguenza!

Lata se entristeció. Una oportunidad más perdida. El miercoles en la mañana Lata continuaba enferma, la temperatura había subido y fuertes dolores en el cuerpo la mantuvieron postrada en la cama. Ravish dejó de ir a trabajar y llamó al doctor Sharma quién sugirió que la hospitalizaran de inmediato.

Las reuniones pendientes para los prospectos de Arundhati tuvieron que posponerse y Lata se sometió a diferentes exámenes durante un día completo mientras Ravish y Arundhati esperaban ansiosamente los resultados.

—No hay nada de qué preocuparse, es sólo neumonía—les aseguró el doctor Sharma.

Ravish se sentó al lado de la cama de Lata y la miraba con ternura acariciando su frente.

—Tengo el mejor esposo del mundo. ¿Crees que haya alguien como tú sobre la tierra también para Arundhati?—dijo Lata mareada por los calmantes.

La mañana siguiente Arundhati se levantó temprano para ir al hospital. En el camino compró un hermoso bouquet y escribió en la tarjeta “Para mi mejor amiga, Lata, feliz dia de la amistad. Mejórate pronto.”

Al llegar al hospital consiguió una multitud reunida fuera del cuarto de Lata. Divisó a la madre de Ravish llorando. Al verla, la abrazó y le dijo:

—Lata nos ha dejado para siempre…

Vió a Ravish ojeroso y entre sollozos le dijo:

—Anoche hubo complicaciones y la internaron en cuidados intensivos. Tuvo una hemorragia cerebral, entró en coma y se nos fue…

Seis meses más tarde, Arundhati se casó. Había encontrado un esposo como Lata deseaba, exactamente como Ravish. De hecho, Arundhati se casó con Ravish…

Traducido por Lorena Mena© 2013

Fuentes Bibliográficas:

Soul Curry de  TOI, Marzo, 2011

Ilustraciones:

Lorena Mena

,

6 Comentarios para Historias de la Vida Real: La Boda de mi Mejor Amiga

  1. margie 2 de febrero de 2013 a las 10:48 pm #

    que triste lo de lata pero me sorprende que su amiga se casara con el esposo de su hermana. eso esta permitido? de que su mejor amiga se case con el esposo de su amiga difunta? aca eso se ve muy extraño y hasta no aceptable. tanto lata deseaba que su mejor amiga se case con un hombre igual que su esposo que al final su amiga se caso con su esposo hehe

    • Lorena Mena 3 de febrero de 2013 a las 12:40 am #

      Asi es Margie…eso para nosotros suena un poco “cruel” sin embargo como aqui la cultura de conseguir “un buen prospecto para casarse” es casi una obsesión no está mal visto…precisamente por eso publico este tipo de historias, para que los lectores puedan apreciar las grandes diferencias culturales!

  2. Adriana Ruiz 5 de febrero de 2013 a las 6:10 am #

    ¡Qué historia! Corta, contundente. Empezar a leer hasta terminar y ¡vaya final! Quién lo hubiera imaginado. Sí que somos culturas distintas. ¡Gracias!

    • Lorena Mena 5 de febrero de 2013 a las 1:10 pm #

      Asi es Adri…totalmente diferentes!

  3. isabel 12 de febrero de 2013 a las 4:49 am #

    woow increible historia

    • Lorena Mena 12 de febrero de 2013 a las 1:29 pm #

      Historia de la vida real.!
      Gracias por tu apoyo + Saludos, Lorena

Deja un comentario


8 − 8 =

Desarrollado por LBM Diseño Web

Facebook

Get the Facebook Likebox Slider Pro for WordPress